ECOMMERCE | PRODUCTOS

  • Un sistema de compra y venta de productos y servicios que utiliza Internet como medio principal de intercambio.
  • En otras palabras, se trata de un comercio que gestiona los cobros y pagos a través de medios electrónicos.

Diferencias entre e-commerce y e-business

  • El concepto de e-commerce se confunde con regularidad con el de e-business, aunque en realidad no tienen nada que ver.
  • El e-commerce solo se refiere a la transacción de bienes y servicios entre un comprador y un vendedor, mientras que el e-business hace referencia a todo el proceso completo que hay que llevar a cabo para gestionar un negocio online.

Formas de comercio electrónico

El mundo del e-commerce es muy amplio y se pueden encontrar muchos tipos distintos de modelos.

Vamos a hacer 2 clasificaciones:

  • Una más global en función de quién vende y quién compra.
  • Otra con diferentes “modelos” de e-commerce.

1. Según el perfil comercial

Cada negocio tiene un tipo de cliente al que se dirige, y en función de ello podemos clasificarlos:

  • B2B (Business-to-Business): empresas cuyos clientes finales son otras empresas u organizaciones.| Caso |
  • B2C (Business-to-Consumer): empresas que venden de manera directa a los consumidores finales del producto o servicio. | Caso | Caso |
  • C2B (Consumer-to-Business): portales en los que los consumidores publican un producto o servicio y las empresas pujan por ellos.
  • C2C (Consumer-to-Consumer): empresa que facilita la venta de productos de unos consumidores a otros.
  • G2C (Goverment-to-Consumer
  • C2G (Consumer-to-Goverment
  • B2E (Business-to-Employer) | Caso |

El comercio electrónico va mucho más allá de ser únicamente una simple compra y venta de productos en una tienda.

Ventajas

  1. Más clientes: ni una tienda local ni una empresa con sedes en varias ciudades puede conseguir el alcance del e-commerce. La posibilidad de conseguir comprar y vender desde cualquier punto del mundo amplía el público objetivo y permite conseguir más clientes.
  2. Sin horarios: el e-commerce no tiene horarios, mientras que rara vez hay tiendas o empresas que trabajen 24 horas al día. La web está abierta al público todo el día y el cliente puede comprar lo que quiera cuando quiera.
  3. Menos costes: el simple hecho de no necesitar un establecimiento físico reduce los costes con respecto al negocio tradicional. Y cuando el e-commerce funciona poniendo en contacto a proveedores con compradores, ni siquiera hay gastos en producción.
  4. Más margen de beneficio: la reducción de costes y el aumento del mercado de clientes provocan que, incluso bajando los precios, se pueda conseguir un margen mayor que con un establecimiento tradicional. Se vende más y se gana más dinero.
  5. Escalabilidad: esto significa que puedes vender a una o a mil personas al mismo tiempo. En un negocio físico siempre hay un límite de cantidad de clientes que puedes atender a la vez, en e-commerce el límite lo pone tu capacidad de atraer visitantes.

Ejemplos Si Señor Agencia

 

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *